Practica el ejercicio de la rueda de la conciencia de la mente: una metáfora de la conciencia plena.

Por Carmen Guerrero Escobar el Marzo 16, 2016 en Cerebro, Ejercicios, Psicoterapia, Videoteca
0
2

“Una manera que he encontrado útil enseñar a los estudiantes y a los pacientes sobre esta cualidad espaciosa de la conciencia plena es considerar una “rueda de conciencia” de la mente, como una metáfora visual del funcionamiento de la mente. En la parte externa o periferia de la rueda de conciencia tenemos todo aquello que puede entrar al foco de atención. (Figura 6.1) .  Cada punto sobre la periferia representa potenciales objetos de conciencia, desde un pie hasta los sentimientos. Los rayos que emanan del centro simbolizan nuestra capacidad de enfocar atención en un solo punto de la periferia. El centro de la rueda de conciencia simboliza la espaciosidad de la mente que puede involucrar un rayo sobre un punto particular de la periferia, o ser receptivo a lo que surja a lo largo de la periferia, y así permitir que entre al centro del a conciencia.” (Daniel Siegel: The Mindful Brain, pp. 122. Trad. Kavindu).

“Podemos mantenernos dentro del centro receptivo de la Rueda de la conciencia para sentir cualquier actividad mental que emerge de la periferia, sin ser arrastrados por ella.  Un centro fortalecido nos permite expandir nuestra ventana de tolerancia, a medida que nos volvemos más observadores, más objetivos y abiertos, y así logramos mayor flexibilidad en nuestras vidas. “  (Daniel Siegel: Mindisght. Apéndice, Nota 12).

Estas son las cuatro áreas en que Daniel Siegel clasifica lo que potencialmente podemos integrar en la conciencia.

  • Cinco sentidos. “El mundo externo a través de los sentidos. Los primeros cinco sentidos nos traen información del mundo externo, permitiéndonos sentir el ámbito físico de la realidad. Cuando nos volvemos conscientes de los primeros cinco sentidos integramos puntos que se encuentran  a lo largo del sector de la periferia de la rueda que representa el plano físico  de los aspectos conocibles del mundo externo a nuestro cuerpo.
  • El sexto sentido de la periferia de la rueda incluye sensaciones de los miembros, el movimiento del cuerpo, la tensión y el relajamiento de los músculos, el estado de órganos y vísceras. La potencial conciencia de estos aspectos corporales sirve como una profunda fuente de intuición y moldea nuestros estados emocionales.
  • El séptimo. Sentido permite traer al foco de atención aspectos de la mente: pensamientos ideas, intenciones, actitudes, conceptos, imágenes, creencias, esperanzas, sueños, sobre uno mismo y sobre otros. Esta capacidad de percibir la mente es lo que podríamos llamar “Mindsight”, y es la que nos permite lograr una visión profunda y empática.  La conciencia plena contiene los procesos metacognitivos que activan tanto la conciencia de la conciencia como el foco de atención sobre la naturaleza de la mente en sí. “
  • El octavo Sentido. La dimensión interpersonal. “Nuestro sentido de relaciones, nuestra conexión, con algún otro ser.  El octavo sentido es cómo estamos conscientes de “sentirnos sentidos” por otro y nos permite sentirnos parte de un todo más grande.

 “The Mindful Brain”,  Daniel Siegel

 

Sobre el autor

Carmen Guerrero EscobarVer todas las entradas de Carmen Guerrero Escobar

0 Comentarios

Añadir comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Copyright 2017 | Psicología XXI

colon congelamos personalizasen parcelario prestamo rapidos filosofar cejad trizanhincha áfilo escotorre pulidor financieras creditos rapidos plasmático larden caratula